Stanford

Semana grande para Chicago: Rankings y Premios Nobel

Estos últimos días han sido particularmente buenos para la Universidad de Chicago y para Booth.

Rankings

A principios de la semana pasada Forbes publicó su ranking de las mejores escuelas de negocios del mundo, en el que Booth ocupó la segunda posición, por detrás de Stanford y por delante de Harvard. Este ranking se basa en el retorno de la inversión preguntando a ex-alumnos que se graduaron hace cinco años de las escuelas. Como lleva pasando desde hace aproximadamente 13 años, Booth no solo se consolida en la parte alta de los rankings sino que sigue mejorando. En la anterior edición del ranking de Forbes hace 2 años (el ranking es bianual), fue tercera. Más información aquí.

Dos días después, otro de los cinco grandes rankings, The Economist, publicó su ranking anual 2013. Como ya ocurriera el año pasado y en tres de las últimas cuatro ediciones, Booth clasificó como la mejor escuela de negocios del mundo. Este ranking está basado en un 20% en una encuesta a estudiantes y antiguos alumnos, y 80% en datos de las escuelas como incremento salarial, estadísticas, y otros. Además, incluye información de rankings previos (50% del año anterior, 30% el anterior y los dos anteriores el 20%). Más información aquí.

Premios Nobel

Pero la mejor noticia vino ayer. Eugene Fama, profesor de Booth, fue galardonado con el Premio Nobel de Economía 2013, junto con el también profesor de la Universidad de Chicago, Lars Peter Hansen, y Robert Shiller, de Yale. Fama es alguien muy querido en la escuela, a pesar de que muchas de sus teorías han sido puestas en duda dentro (donde predomina el espíritu “challenge everything” y se instiga al debate continuo) y fuera de la escuela durante los últimos años. Su Nobel es merecidísimo por sus enormes contribuciones a las finanzas durante los años 60 y 80. Sus teorías se estudian en todas las carreras de Economía o Finanzas en toda universidad de prestigio, y en las escuelas de negocios. Mucha gente ya daba este premio por injustamente perdido cuando Fama sonaba en todas las quinielas en los años 90. Aunque no le tuve de profesor porque da una clase muy avanzada de Finanzas en la escuela (y a mi me interesaba lo justo), le he visto muchísimas veces por la escuela tanto por los pasillos como en muchos eventos en los que ha participado. Además, fue uno de los nos habló en la ceremonia de nuestra graduación.

También recibió el Nobel “Bob” Shiller, profesor de Yale y gran “enemigo” de Fama (casi tanto como Krugman), que ha dedicado su carrera a desmontar las teorías de Fama. También, un premio merecidísimo. El que hubiese completado un gran premio hubiese sido Richard Thaler, otro profesor de Booth, otro de los padres de las teorías comportamentales (como Shiller), y que también lleva sonando desde hace años.

El otro galardonado es Lars Peter Hansen. En la actualidad no da clase en Booth (al menos eso creo, aunque tiene pinta de que va a serlo dentro de poco), pero es profesor del departamento de economía de la universidad, con la que Booth tiene unos lazos permanentes (siendo MBA puedes hacer clases de allí, y casi todos los profesores imparten en las dos escuelas). Le he visto en varias ocasiones. La última, en el homenaje a los 100 años del nacimiento de Milton Friedman (uno de los economistas más importantes de la historia y padre de la “Escuela de Chicago”), entre los que estaban muchos premios Nobel de la escuela y de la universidad, como Gary Becker.

Por cierto, curiosamente este año murieron dos Premios Nobel que eran profesores de Booth y de la universidad, Fogel y Coase. Fama y Hansen estuvieron en sus homenajes. Hoy, estarían orgullosos de ver que la “Escuela de Chicago” sigue ganando premios Nobel. Más información sobre los Nobel 2013 de Economía aquí.

Anuncios

Filadelfia, pasando por Silicon Valley

Hace un par de fines de semana se celebró en Filadelfia la “V Conferencia MBA Internacional”, el evento anual en el que nos reunimos los españoles que estamos estudiando MBAs en escuelas americanas de prestigio. Como la “dura” vida MBA se nos acaba en poco tiempo, Rocío y yo decidimos “aprovechar” que salíamos de Chicago para dar un rodeo y pasar nada más y nada menos que una semana en San Francisco, un viaje que teníamos ganas de hacer desde hace tiempo.

Tech trip a Palo Alto

Más que a San Francisco, el viaje lo hicimos a Silicon Valley. La ciudad de San Francisco ya la conocíamos bien. Durante el verano de 2009 (cuando vivíamos en Nueva York) nos hicimos un “road trip” de 25 días por el Oeste americano, durante el cual pasamos varios días en la ciudad. Sin embargo, nos habíamos quedado con ganas de conocer bien “el Valley” (confieso que algo de geeks tenemos ;)).

Alquilamos un coche toda la semana y más geek no pudo ser el viaje. Nos alojamos en un garaje en Palo Alto típico de Silicon Valley, a dos manzanas del famoso garaje donde Hewlett y Packard crearon HP (“The Birthplace of Silicon Valley”), y a menos de un kilómetro de garajes míticos donde Steve Jobs creó Apple, en el que Larry Page y Sergey Brin crearon Google, o la casa donde Facebook dio sus primeros pasos después de que Zuckerberg se mudara a esa zona. Pero vamos tampoco os asustéis! dormimos en un garaje que está habilitado a mini-estudio en la casa de unos amigos que estudian su MBA en Stanford, y donde suelen alojar a sus invitados.

Garaje de HP

Garaje de HP

Durante esa semana, estuvimos visitando varias empresas del valle en San José, Mountain View, San Mateo, Palo Alto, etc. Tenemos varios amigos viviendo por la zona por lo que no paramos. Entre otras cosas, visitamos el GooglePlex (por cierto, probamos las Google Glass y, la verdad, me esperaba otra cosa y me decepcionaron un poco …),  pasamos un día en el campus de Stanford y en el de Berkeley, en San Francisco visitamos el acelerador de Rockspace, visitamos Spain Tech Center, etc.

IMG_0980

En GooglePlex con Francesc

También nos hicimos un “tech trip“, visitando el Computer History Museum y el Intel Museum, varias sedes de empresas famosas por la zona como Facebook, Intel, eBay, Apple, Oracle, el famoso Xerox Parc, etc. Lo cierto es que para la gente que le gusta la tecnología,  este tipo de sitios son casi sagrados, y encima a nosotros el mundo emprendedor Internet nos apasiona… Pues eso, felices.

También hicimos turismo convencional ;). Fuimos a San Francisco un par de veces, fuimos Alcatraz, a Napa Valley, a Monterey, Big Sur, etc. Cosas que no vimos bien durante el último viaje.

The Golden Gate

The Golden Gate

A Filadelfia, de networking

La semana en California ya había sido muy fructífera en cuanto a networking, y el colofón lo dimos yendo a Filadelfia. Allí, como comentaba, se celebró este año la conferencia anual de MBA españoles en Estados Unidos, organizada en este caso por estudiantes de Wharton. El año pasado fue en Boston, el anterior en San Francisco, hace tres en Chicago (en Booth). y antes en Nueva York. La verdad es que estuvo muy bien organizada.

Casi todos los asistentes llegamos el viernes por la noche y nos alojamos en el mismo hotel. El viernes nos fuimos todos de cena y de copas hasta las tantas. El sábado por la mañana fuimos a la conferencia. En el primer panel, estuvieron Juan Rodríguez Inciarte (Director de Estrategia y miembro del Comité Ejecutivo del Grupo Santander), Mauro Guillén (Director del J.H. Lauder Institute of Management & Int. Studies de Wharton), y Ángel Martín Acepes (Consejero Económico y Comerncial Jefe de la Oficina Comercial de España en Nueva York). En el segundo panel, dedicado a los emprendedores, estuvieron Luis Martín Cabiedes (angel investor español fundador de Cabiedes & Partners, y profesor de IESE), Eneko Knorr (fundador de Ludei, entre otras), Alejandro Cremades (Rock The Post), Eduardo Fernández (ShuttleCloud), y Álvaro Jiménez (Notorious). Estuvo interesante ambos dos. Después, otra noche larga de cena y copas.

La verdad es que me lo pasé muy bien, y como el año pasado en Boston, conocí a gente muy interesante y reforcé muchas amistades. Estoy convencido de la gran importancia de tener una network potente, lo cual era uno de mis objetivos viniendo a hacer el MBA en Estados Unidos.

Conferencia MBA Internacional 2013

Conferencia MBA Internacional 2013

¿Cuánto cuesta realmente un MBA y cómo se puede pagar?

De forma frecuente recibo preguntas sobre cuánto cuesta realmente el MBA en una escuela como Booth y cómo uno puede afrontar los costes, así que me animo a escribir sobre ello. Y es que después de trabajar muy duro y pasar un proceso de admisión realmente exigente, por fin llega la soñada admisión y te preguntas cómo afrontar el dineral que cuesta el programa. Lo cierto es que los costes son una barbaridad, parecidos a lo que puede costar comprarse un apartamento en España.

Antes de nada, ¿realmente merece la pena? Con toda probabilidad si preguntáis a cualquier estudiante de las escuelas top-10 estadounidenses os dirán que sin lugar a dudas sí. Y es que si solo consideramos los aspectos monetarios, la media de un estudiante de Booth, Harvard, Stanford, y escuelas del estilo es amortizarlo entre 3 y 5 años después de haberlo acabado. Lo cierto es que las perspectivas a medio/largo plazo son muy buenas, y salir sin un buen trabajo de aquí es prácticamente imposible (si no lo consigues es que realmente no quieres encontrarlo). Además, si quitamos el dinero de la ecuación, hay un montón de cosas que un MBA te aporta que son incluso más importantes, como cambiar de carrera profesional, una network muy potente, conocimientos, experiencia de vida, etc.

Personalmente, lo creáis o no a mi el MBA me ha aportado un valor inmenso y veo el mundo de manera muy distinta. Si me trasladase tres años atrás al momento en que decidí apostar por un top MBA, dudaría muchísimo menos de lo que dudé (bueno, lo cierto es que dudé bastante poco) y sin pestañear lo haría. Mi mujer, que era mucho más escéptica, ahora es la fan número 1. El MBA nos ha abierto las puertas a unos mundos que nos eran completamente desconocidos. Antes del MBA, “you don’t know what you don’t know” y hasta que no te lo enseñan no sabes lo mucho que no sabíamos.

¿Cuáles son los costes reales?

Los costes de hacer un MBA en una escuela como Booth son los siguientes (he hecho una estimación basándome en los costes aproximados que vienen en esta página, adaptándolos un poco):

  • Matrícula: 20 clases + LEAD: $112.000 en total (aunque puedes hacer hasta 6 clases más gratis).
  • Otros fees pagados a la escuela: $3.000 en total (computer allowance, student life fee, …).
  • Material de estudio (libros, coursepacks, etc.): $1.000-2.000 en total. De todas maneras en Booth hay un mercado de segunda mano muy potente utilizando esta web que creó un compañero de clase: BoothSell. Yo lo único que no he vendido es lo que quiero quedarme para la posteridad.
  • Seguro médico: Hace un par de años varios europeos conseguimos un acuerdo con una aseguradora francesa, que nos cubre a todos los europeos por 600-700 euros al año. Si eres mujer, sin embargo, este seguro no te vale (por temas de embarazo y demás) y tienes que pedir el seguro de la universidad, que cuesta unos $2.700 por año.
  • Alojamiento: Entre $600 y $2.000 al mes, depende del edificio vivas, tipo de apartamento y si vives solo o compartes piso. De todas maneras, hay varias formas de pagar menos (ver más abajo).
  • Transporte: $1.000 al año, tren a la escuela, o la bici, taxis, etc.
  • Comida: $400-800 al mes, aunque esto depende mucho de si sales a cenar con frecuencia o no.
  • Teléfono, electricidad, etc.: En el precio del apartamento suele estar incluido Internet, cable TV, gas, calefacción, etc. (al menos en donde vivo yo). Lo que no incluye es la electricidad (pago unos $20-25 al mes). Por otro lado, otro gasto es el contrato de móvil, unos $50-100 al mes dependiendo de qué compañía, minutos, etc.
  • Extra: aquí ya cada uno. Si viajas mucho, compras mucho, etc. esto subirá.

Vamos, que entre unas cosas y otras, el coste del MBA ronda los $150.000 en total los dos años. Y esto no es todo. Hay que añadir el “coste de la oportunidad”. Es decir, durante el tiempo que dura el programa hubieras podido seguir trabajando, por lo que dejas de ingresar un salario durante más de dos años.

¿Cómo puedo financiar el MBA?

Lo bueno es que Booth ofrece préstamos a todos sus estudiantes, incluyendo estudiantes internacionales. No es para nada normal que una escuela de préstamos a los estudiantes internacionales (que no tenemos el famoso “credit history” americano). A los que estéis pensando en hacer un MBA fuera y necesitéis pedir un préstamo, os aconsejo que os informéis muy bien de qué escuelas ofrecen préstamos a estudiantes internacionales.

En Booth depende del año, pero suelen dar entre 80 y 90% del coste total del programa (incluyendo matrícula más gastos de vivir). Las condiciones no están mal. De hecho, conozco a compañeros que lo han pedido entero incluso no necesitando todo el dinero (por ejemplo, emprendedores que utilizan el dinero para dar los primeros pasos).

¿Cómo puedo reducir los costes?

A continuación hago un resumen con varias maneras para reducir los costes o para ingresar dinero durante el programa:

  • Becas del país de origen: Lo mejor para eliminar casi todos los gastos es por supuesto conseguir una beca de las que otorgan los países de origen. En España, hay bastantes fundaciones que ofrecen becas de posgrado que te pagan todo el MBA (matrícula más gastos) como Caja Madrid, La Caixa, Ramón Areces Rafael del Pino, etc.), en esta guía de Club-MBA listamos todas. Conseguirlas es muy complicado: dan muy pocas al año y la competencia es enorme. Yo estuve muy cerca pero al final no conseguí ninguna. De mis compañeros españoles hay varios con becas de Ramón Areces, Villar Mir, Navarra, …
  • Scholarships de Booth en el momento de la admisión: Otra manera de reducir la matrícula es si la escuela te da una “scholarship” en el momento de la admisión, que viene a ser una beca que te reduce el coste de la matrícula. En Booth dan bastantes, desde $10.000 hasta full-tuition (que cubren toda la matrícula) y todos los admitidos pueden conseguirlas (es decir, no hay que solicitarlas sino que la escuela te considera automáticamente). Mi mujer recibió half tuition (reducción de $50.000 en la matrícula) y varios de primer año recibieron cantidades similares. Aunque estas scholarships en principio se otorgan solo cuando te hacen la oferta de admisión, hay rumores de que se pueden conseguir también después de admitido y antes de haber aceptado la oferta. Por ejemplo, si vas al Comité de Admisiones y les enseñas que tienes admisión en una escuela de la competencia (tipo Harvard, Stanford y Wharton) y estás decidiendo entre ofertas quizá se rasquen el bolsillo y te den algo para que “motivarte” a que aceptes (que conste que yo lo intenté pero no funcionó). Y también parece que depende del año. Quizá os preguntéis, ¿en qué se basan para dar scholarships? Pues probablemente en méritos como candidato (lo fuerte que sea tu solicitud), y lo poco representado que esté tu perfil en la escuela. Por ejemplo, si tienes un perfil muy bueno y además eres un perfil poco común, probablemente las escuelas top se te rifen. Ser de un país poco representado, tener una experiencia laboral poco representada en la escuela, ser mujer, ser de una raza poco representada, etc. son cosas que ayudan. Un caso extremo sería ser mujer y venir de un país africano y tener una solicitud potente.
  • Scholarships por méritos académicos: Durante el primer año si sacas muy buenas notas te dan “merit scholarships” para el segundo. Y no solo por notas, también te dan scholarships por otros motivos. Por ejemplo, te dan por ayudar mucho a la escuela, otras por liderazgo, otras por construir lazos con nuevas empresas (mi mujer recibió una por haber hecho las prácticas MBA en una venture capital que nunca había reclutado en la escuela), otras patrocinadas por alumnis, etc.
  • Summer internship (prácticas de verano): Entre primer y segundo año realizamos prácticas en empresas (como recordaréis, en mi caso las hice en McKinsey). Depende de la empresa y el lugar, pero vamos lo normal es cobrar alrededor de $10.000-$13.000 al mes durante la duración de las prácticas (aunque hay bastante gente que cobra bastante más, y otros que las hacen en non-profits y casi no cobran). Lo normal es que dure unos tres meses, aunque hay gente que los hace más cortos y otros que los hacen más largos o incluso hacen dos y hacen casi cuatro meses.
  • Remuneración por colaborar con la escuela: También te dan dinero cuando colaboras con la escuela en algunos de los roles que hay (por ejemplo, a mi me dieron $2.000 por ser Admission Fellow, y también dan bastante más a los LEAD Facilitators, y también otros roles como Career Advisor). También pagan $30 la hora a los Teaching Assistants (TAs), que son los estudiantes que colaboran con los profesores en sus asignaturas. Los TAs corrigen los trabajos y los exámenes, hacen las review sessions (clases extras de repaso), etc. Lo normal es que cada profesor tenga entre uno y cuatro TAs, por lo que hay muchos. Para ser TA hay que haber hecho la asignatura previamente y que el profesor te quiera como TA (depende del profesor, pero normalmente si tuviste una A y se lo pides probablemente te dejará serlo). Mi mujer fue TA de un profesor que imparte Microeconomics durante el pasado trimestre, y yo iba a serlo de Building the New Venture pero al final preferí no hacerlo porque durante ese trimestre estaba hasta arriba entre asignaturas, Admission Fellows, Club-MBA y mil otras cosas. Además la profesora quería que lo fuese en la clase que impartía a PhD en otra escuela de la Universidad que me atraía menos. También se puede colaborar con los profesores como Research Assistant (les ayudas en sus investigaciones académicas durante el MBA).
  • Competiciones, Entrepreneurship Intenrship Program, etc: Hay muchas competiciones tanto dentro de la escuela como a nivel nacional, en plan competiciones de casos como el de Deloitte que quedé segundo, de marketing, de finanzas, etc. También si decides emprender durante el año y no haces prácticas de verano o las haces en startups, te dan unos $6.000 del Entrepreneurship Internship Program (EIP).
  • Ahorros en el alquiler del apartamento: Por un lado, cuando firmas el apartamento, si firmas 12 meses te dan uno gratis. Además, durante el verano todo el mundo subalquila sus apartamentos y te ahorras el alquiler. Como vivimos en una zona muy buena de Chicago, hay mucha demanda por nuestros apartamentos durante el verano (gente que vive en las afueras y quiere pasar el verano en el centro de la ciudad en edificios cerca del lago, con piscina y demás). En mi caso, subalquilé mi apartamento desde el 2 de junio (día que me fui a Madrid) hasta el 23 de septiembre (día que volví). Finalmente, si referencias a alguien y entra en un apartamento en el mismo edificio en el que estás, el edificio te da $1.000. Lo que hacemos en la escuela es que los estudiantes hacemos referencias a los que entran al año siguiente (yo hice referencia a un español que entró en septiembre, y mi mujer a otro). Y el dinero te lo repartes a medias con el que entra. Que yo sepa no se puede hacer más de un referral por persona.

Vamos, que hay maneras de reducir el coste total del MBA, aunque está claro que si uno no consigue becas, lo normal es endeudarse. Yo lo veo como una inversión en uno mismo. Muy probablemente la mejor inversión que haré en mi vida.

Por cierto, he recibido comentarios en este blog y en otros sitios que me comentan que los MBA como éste solo los pueden hacer gente con dinero, lo que me parece absolutamente falso. La gran mayoría hemos pedido un préstamo para pagar el programa, que lo iremos pagando con el trabajo post-MBA. Desgraciadamente, en España aún hay gente que está convencida de que quienes estudiamos en escuelas como ésta es porque nos lo han pagado nuestros padres millonarios. Esto no puede estar más alejado de la realidad, cualquier persona que quiera acceder a un MBA y tenga un perfil para ser admitido, puede hacerlo.

Booth: número 1

La revista The Economist ha publicado su ranking anual de los mejores MBA del mundo. Por segunda vez en tres años Booth encabeza la lista, o lo que es lo mismo, es considerada como la mejor escuela de negocios del mundo :).

Como quizá sabéis, existen cinco rankings prestigiosos que clasifican programas MBA: los realizados por las publicaciones británicas The Economist y Financial Times, y los realizados por las estadounidenses US News, Forbes y Business Week. Cada ranking tiene su propia metodología que creo que es bueno conocer en caso de que se esté decidiendo entre escuelas. En concreto, The Economist basa su ranking en el grado de satisfacción de los estudiantes y graduados MBA con la escuela (nos enviaron una encuesta con múltiples preguntas hace unos meses) y también en las salidas profesionales conseguidas por sus estudiantes y los salarios post-MBA vs. los pre-MBA.

Por supuesto, en cada ranking las escuelas obtienen puestos distintos, por lo que a veces es complicado juzgar qué escuela es mejor que otra. Para resolver este tipo de dilemas en Club-MBA diseñamos un ranking que en mi opinión es el mejor ranking de largo (ver Ranking MBA Club-MBA). Este ranking se basa en los cinco rankings anteriores, a los que les asigna un 20% de peso a cada uno para luego calcular una media ponderada. Además, clasifica todas las escuelas del mundo en un mismo ranking (otro que utiliza una metodología similiar, Poets & Quants, separa las estadounidenses del resto).

En el caso de Booth, que queda en cada uno de los cinco rankings así:
Bussiness Week: 1
US News: 4
Forbes: 3
The Economist: 1
Financial Times: 12 (el FT nos tiene manía ;))
haciendo la media ponderada la escuela queda en tercera posición del mundo, por detrás de Harvard y Stanford, que quedan primera y segunda.

Por cierto, aprovecho para dejaros una foto aérea muy bonita que han hecho de la escuela hace pocos días.