Murphy

Kevin M. Murphy: oportunidad única

Como me sobraban tres horas a la semana y me faltaba completar el poker de profesores rockstar este trimestre, me animé a ir de oyente a la clase “Advanced Microeconomics” de Kevin M. Murphy. Advanced en una universidad que cuenta en su historia con 86 premios Nobel (muchos de ellos de Economía) realmente significa advanced. En la primera clase, el genio Murphy se ha ventilado casi todo lo visto en las asignaturas básicas de Microeconomía. En la clase hay bastantes estudiantes de primer año que vienen con estudios previos en economía, aunque también hay estudiantes de segundo año que ya hemos pasado por la asignatura básica, que como recordaréis hice el año pasado por estas fechas. Aunque el temario es similar, Murphy imparte todo mucho más en profundidad.

Murphy es un tipo que siempre va vestido con botas, vaqueros y una gorra con el logo de Chicago Booth que jamás se quita.  Entra en clase, se apoya en la pizarra, y sin traer ningún apunte empieza a hablar sobre economía y de como funciona el mundo. Da igual lo que le preguntes y sobre el tema que le preguntes, para todo tiene respuesta.

La economía siempre me ha interesado mucho y no podía dejar pasar la oportunidad de tener a este personaje como profesor, que probablemente será Nobel algún día. Ya ha sonado varias veces (con fuerza en 2010) para el Nobel, y ya ha sido galardonado con el  John Bates Clark Medal, que se otorga cada dos años al economista más sobresaliente de América de menos de 40 años y que es considerado el premio más prestigioso en Economía después del Nobel. Y es que parece que el hombre es un verdadero genio. “One of the smartest people on Earth” (dicho por otro profesor).

Os dejo una descripción interesante de Murphy en Freakonomics por otro economista ganador de la John Bates Clark Medal True Genius: Kevin Murphy wins MacArthur “Genius” Award. Me quedo con: “When deciding whether to leave to go to another University, my thought process went like this: faced with a choice of being able to talk to all the other economists in the world, or to just Kevin, I’d choose just Kevin.”

Los fans de la NBA quizá os suene, ya que estuvo apoyando a los jugadores durante el lockout del año pasado en sus demandas contra la liga.

Anuncios