France

Jerome Kerviel, el trader que perdió 4.900 millones de Euros

Como prometí en el post en el que hablaba sobre mi trabajo en Hong Kong, hoy voy a hablar sobre Jerome Kerviel, un personaje muy famoso en el mundo del trading.

Kerviel es responsable del mayor “fraude” (si se puede llamar así) bursátil de la historia, y la víctima fue el banco francés Société Générale (sí, donde trabajo), que perdió 4.900 millones de euros (casi 7.000 millones de dólares) por sus operaciones bursátiles. Esta cifra monstruosa es similar a la capitalización de la empresa Ferrovial o del Banco Popular a día de hoy.

Kerviel fue sentenciado en Octubre de 2010 a cinco años de cárcel por estos hechos, aunque él sigue defendiéndose diciendo que la SG sabía exactamente lo que estaba haciendo. Para la SG la sentencia judicial fue un éxito pues “se demostró” que el banco no hizo nada malo. Hay que saber que lo que está claro es que Kerviel no intentaba robar dinero a nadie, sino ganar lo máximo posible para la SG, aunque las cantidades se le fueron de las manos y para no ser descubierto empezó a hacer cosas ilegales para camuflarlas.

Jerome Kerviel se graduó con un Master de Finanzas en la Universidad de Lyon en 2000 (una universidad que no se encuentra entre las más prestigiosas en Francia), donde obtuvo un nota de “Assez Bien” (Bien alto o Notable), nada del otro mundo comparado con sus compañeros. En Agosto del 2000 es contratado por la SG en Paris en el departamento de Middle Office donde trabajó hasta 2005, cuando pasó al Front Office como “trader assistant” en el equipo Delta One, que incluye trading en fondos, swaps, índices futuros y trading cuantitativo.

El chico debía ser muy bueno porque rápidamente empezó a hacer muchos beneficios con sus operaciones y a superar con creces los resultados de sus compañeros.

Os he hecho una traducción de lo que Kerviel declaró a la policía francesa unos pocos días después de ser detenido (la traducción no es literal, no soy traductor) y también otros comentarios que ha hecho a distintos medios. Me parece muy interesante todo lo que dice ya que permite entender un poco cómo funciona el mundo del trading en los grandes bancos además de conocer la historia desde su punto de vista.

Declaración a la policía (Jérôme Kerviel, 2008):

“Fui contratado por la Société Générale en agosto de 2000, en un equipo del Middle-Office …. Durante el segundo semestre de 2004, fui asignado como asistente de trading [trading assistant, que suelen sentarse cerca de los traders y les ayudan a hacer cálculos y a lo que haga falta, y que suele ser un paso previo para pasar a trading]…. Empecé a interesarme mucho por el trading durante ese tiempo, al estar sentado en la misma fila de mesas que los traders… A principios de 2005, fui trasladado por fin al Trading Floor (Sala de Negociacion)…”

“Cuando fui contratado en Middle Office, mi sueldo bruto era de 35.000€ por año más bonus variable…. En el año 2007, recibí más de 300.000€ de bonus, aunque me esperaba 600.000€. A día de hoy, no he recibido nada de ese dinero.”

“Durante mi primera entrevista de trabajo en 2005 para pasar a trading entendí que era mucho menos considerado que otros por mi título y por mi carrera profesional hasta la fecha… Pero no lo tomo como algo personal, de verdad…”

“No cuestiono los hechos que me acusan. Admito haber creado operaciones ficticias, admito la cancelación de esas operaciones ficticias; sin embargo, sobre la posición no autorizada que tomé sobre futuros, soy mucho menos afirmativo. La orden que tenía de mis superiores era clara: consistía en asegurar que el market-making de los productos… no presentara volatilidad: certificados, warrants, trackers… Todo era para hacer ganar dinero al banco, de ninguna manera enriquecerme yo. Lo que es mas discutible son las vías que utilicé para conseguir esto.”

“Mi primera experiencia en este campo se remonta a 2005, que adopté una posición sobre las acciones de Allianz (aseguradora alemana) unos días antes del atentado del metro de Londres, apostando a que las acciones caerían. Cuando ocurrieron los atentados, las aseguradores entraron en una espiral descendente. Todo el mundo perdió excepto yo, que gané 500.000 Euros para la SG… me podía jubilar. Más o menos esta fue la primera vez que empecé como trader de la Société Générale. Entonces en esa época ya sabía como hacer para cubrir una posición. Tuve sentimientos encontrados acerca de esta operación porque me sentí orgulloso del resultado y me sorprendió por completo. Pero comprendí que me estaba divirtiendo cuando había gente que era víctima de los atentados. Me empecé a encontrar mal y tuve que correr a los servicios. La debilidad no duró, volví al Trading Floor y a mi trabajo.”

“Las mejores operaciones de la historia de la Société Générale se produjeron el 11 de Septembre 2001 [Atentado en Nueva York], esto me lo dijo mi manager. Parece que los beneficios ese día fueron colosales…”

Société Genérale París

“Se me generó el deseo de continuar y de querer más, una especie de efecto bola de nieve.”

“De Agosto a Diciembre de 2007, ganaba dinero para el banco todos los días. Era como una adicción. Un buen día para un trader era ganar 30.000 o 40.000 Euros, Para mi, ganar un millón no era nada. Tomé riesgos insensatos. Hice beneficios astronómicos, que me producían a veces orgasmos. Además, cubría las pérdidas de muchos de mis compañeros.

“A finales de julio [de 2007], el mercado se ajustó por hipotecas de alto riesgo (subprimes) y los mercados entraron en shock. Yo en cambio gané € 500 millones, y me encuentro en la misma situación que antes, de una manera aún más grande, y no declaro la suma en los books de la Société Générale. Pude ocultar esto con otra operación ficticia ….”

“En noviembre de 2007, en sucesivas operaciones intra-día, yo iba y venía en el DAX [el índice de la bolsa alemana] y viendo que era buena, tomé posiciones en los autómatas de mis compañeros de trabajo, al mismo tiempo y todo el mundo lo vio y lo sabía. Ese día hice 600.000€. Mi manager entonces me pidió explicaciones, quería saber las razones y motivos por los que yo me guiaba al invertir ….”

“A partir del 31 de diciembre [de 2007], mi “colchón” [los beneficios a un lado] aumentó a 1.400 millones de Euros, todavía no declarados al banco. En este punto, la situación ya estaba más allá de mi control y no sabía cómo hablarle al banco acerca de ella. Esto representaba dinero en efectivo no declarados de € 1,4 billones! Así que decidí no declararlo y para cubrir esta cantidad creé una operación ficticia de compensación ….”

“A principios de 2008 [pocos días de ser descubierto], cambié mi posición a “long” porque sabía que el mercado había evolucionado mucho, y estaba convencido de que el mercado iba a recuperarse en los próximos tres meses …. Únicamente al el cierre de la sesión del 18 de enero de 2008 el resultado fue negativo. Entonces, decidí que analizaría la evolución del mercado cuando volviera el lunes. Contaba con el mercado subiría el martes. Sin embargo, lo que no podía suponer es que el lunes que ya no sería un empleado de la Société Générale.”

“Para el banco y por mi categoría no estaba supuesto a jugarme esas cantidades, e informé un resultado de sólo € 55 millones …. Luego presenté pruebas falsas de estas operaciones, es decir, falsos emails. Creé un falso email con una función que me permitía volver a utilizar el título de un correo electrónico cambiando el contenido ….”

“Las técnicas que utilicé no eran sofisticadas en absoluto, en mi opinión, cualquier inspección ejecutada correctamente hubiera sido capaz de detectar estas operaciones ….”

“Sigo convencido de que mis superiores estaban al tanto de todas mis posiciones, y como prueba, les informo [a los policías] de la existencia de advertencias que llegaron de mi jerarquía. En 2007, llegaron varias preguntas por e-mail …. fueron enviados a varios de mis compañeros de trabajo con el fin de obtener explicaciones sobre mis posiciones…. Otra advertencia vino del Eurex de Alemania, que preguntaba sobre el gran volumen de operaciones que estaba realizando un trader de la SG que “manipulaba el mercado”. A raíz de esta investigación se me cuestionó pero fui capaz de justificarme. A principios de enero de 2008, sobrepasé mi límite de crédito y recibí varias preguntas por email. Para justificarme seguí creando email falsos.”

“El mero hecho de que no cogí ningún día de vacaciones en 2007 debería haber alertado a mis supervisores. Es una de las reglas elementales de control interno. Un trader que no coge ningún día libre es un trader que no quiere dejar su book a otro trader”

“Estaba generando mucho dinero, por lo que las señales no eran alarmantes. Mientras los traders ganemos dinero, nadie dice nada…”

Entrevista De Spiegel, traducida por El Pais (Noviembre 2010)

P. Si calculamos con su actual salario mensual (2.300 euros), tendría que trabajar 177.000 años para devolver esa cifra.

R. El juez se ha limitado a hacer suya la argumentación de los abogados de la empresa para la que yo trabajaba, Société Générale. Esta sentencia no contempla las circunstancias atenuantes que aportamos al procedimiento judicial. Es evidente que se quiere proteger al banco y a París como plaza financiera. Para eso había que cargarse a Jérôme Kerviel.

P. Es que el tribunal no aceptó su línea de defensa. La indemnización que le impusieron corresponde a las pérdidas que ha demostrado su empresa. Nunca hasta ahora un empleado de banco había causado pérdidas tan cuantiosas con sus apuestas en el mercado bursátil.

R. Yo no me he embolsado ni un céntimo; no me he enriquecido ni he defraudado lo más mínimo. Solo pretendía ser un buen empleado, generando los mayores beneficios posibles para mi empresa. No era más que una pieza del engranaje y de repente me veo convertido en el principal culpable de la crisis financiera.

P. A principios de 2005 le ascendieron a agente de Bolsa y posteriormente hizo carrera con rapidez. ¿Cómo lo consiguió?

R. Me especialicé en valores alemanes. Al cabo de unos meses especulé por primera vez a la baja con acciones de Allianz. En un primer momento perdí dinero. Pero luego el valor se desplomó debido a los atentados contra el metro de Londres. Mi operación le reportó al banco 500.000 euros.

P. ¿Cómo reaccionaron sus superiores?

R. Cuando comenté la operación con mi superior durante una comida de trabajo, me echó una leve reprimenda porque un agente con solo seis meses de experiencia no debía adoptar posiciones de este tipo. Pero no tardó nada en elogiarme y ampliar mi margen de acción para operaciones especulativas de dos a cinco millones de euros. Esto es algo típico del mundo contradictorio de las salas de negociación: todos los días se saltaban los límites del riesgo, los jefes lo sabían y jamás había amonestaciones.

P. Sin embargo, con dos o cinco millones de euros de riesgo, usted ya no se daba por satisfecho...

R. Fui aumentando más y más mis posiciones cuando me di cuenta de que mis superiores me cubrirían, por su propio beneficio y por el del banco. A finales de 2006 tomé por primera vez posiciones de venta por valor de varias docenas de millones de euros en el índice bursátil alemán Dax, posiciones que liquidé en febrero de 2007, con un beneficio de 20 millones de euros. Desde el negocio con las acciones de Allianz, mis superiores jamás volvieron a llamarme a capítulo. Siempre obtuve beneficios elevados. Al cabo de tres años, los jefes habían elevado mis objetivos un 1.700%. Eso demuestra que sabían exactamente lo que estaba ocurriendo.

P. Y de repente le entraron delirios de grandeza y apostaba miles de millones.

R. No tuve la sensación de que fueran delirios de grandeza. Con el apoyo de mis jefes, estaba atrapado en una espiral para hacer siempre más y más. En marzo me di cuenta de que los riesgos con los créditos subprime estadounidenses estaban fuera de control y especulé con un crash. Sin embargo, el mercado bursátil siguió al alza entre marzo y julio, lo que me dejaba con unas pérdidas gigantescas de 2.000 millones de euros. El banco cubría una y otra vez mis pérdidas. Todos los días pagaba las pérdidas en Bolsa y nunca se me dijo nada.

P. Pero entonces cambiaron las tornas.

R. En julio se produjo el primer ataque de pánico del mercado y pude haberme salido con unas ganancias de 500 millones de euros. Sin embargo, yo estaba convencido de que los mercados seguirían cayendo y volví a especular con 30.000 millones de euros. Me quedaba mirando hipnotizado la pantalla de la mañana a la noche, operando con sumas gigantescas, apenas durmiendo, y hasta fin de año conseguí unos beneficios de 1.500 millones de euros para el banco.

P. Oficialmente, su mesa de negociación Delta One solo podía manejar riesgos por un importe máximo de 125 millones de euros. ¿Cómo fue posible que tuviera a su disposición sumas de muchos miles de millones de euros para especular?

R. Mis superiores habían desactivado los sistemas de seguridad. Habría podido invertir en un solo día 100.000 millones de euros. Mis jefes habían suprimido de mi ordenador todos los dispositivos de seguridad.

P. El juez que le sentenció consideró probado, sin embargo, que usted era el “inventor de un sistema coherente de engaño”. Le condenó por “deslealtad, falsificación y manipulación con fines de engaño”. ¿De verdad se considera inocente?

R. Me limité a aplicar los métodos que ya existían en el banco y que había aprendido allí. No he inventado nada, otros agentes actuaban de forma parecida. Solo tenía que ocuparme de que por la noche se mantuviera la apariencia de que se había respetado el límite de negociación. Para hacer efectivas mis posiciones de negocio cerraba operaciones de compensación que, aparentemente, neutralizaban el riesgo en el sistema de negociación bursátil. Los supervisores veían que yo no tenía ningún socio negociador para esas operaciones de compensación, pero jamás dijeron nada. A veces se trataba de posiciones de hasta 50.000 millones de euros. En total, en el transcurso de dos años pude negociar valores por importe de 400.000 millones de euros con terceras partes desconocidas para el banco.

P. ¿A sus superiores nunca les llamó la atención la magnitud de sus operaciones?

R. Sí. Ya en abril de 2007 recibieron un mensaje de correo electrónico en el que se les advertía de que cerraba operaciones ficticias por sumas muy importantes con terceras partes inexistentes. Mis jefes me dijeron que debía ocuparme de ese problema. A lo largo del año 2007 recibieron muchos más mensajes sobre el mismo asunto.

P. Algunos agentes de Bolsa aseguran que su modelo era el tiburón de las finanzas Gordon Gekko de la película de Hollywood Wall Street, interpretado por Michael Douglas. ¿También lo era para usted?

R. De ninguna manera. En la película se dicen algunas frases que en la sala de negociación se emplean con frecuencia. Muchas veces me divierte pensar en el consejo de Gordon Gekko: “Si necesitas un amigo, cómprate un perro”. Es algo que, lamentablemente, encaja con mis desgraciadas experiencias.

P. Al comienzo de la recién estrenada Wall Street 2: el dinero no duerme, Gordon Gekko sale de la cárcel. Como usted, escribe un libro sobre los abismos del mundo financiero y se venga ganando más dinero que en toda su vida. ¿Ha meditado ya su venganza?

R. No, eso no le sirve a nadie de nada. Mi único interés es que la verdad salga a la luz, que cada cual asuma su responsabilidad.

P. Daniel Boston, el presidente del banco para el que trabajaba, dijo que usted era un terrorista porque había arriesgado 50.000 millones de euros con sus negocios especulativos. Eso es, más o menos, lo que vale todo el banco.

R. Mi único objetivo era maximizar los beneficios de mi empresa. Entré en una espiral en la que, con apoyo de mis jefes, siempre se ascendía más y más.

P. Las instancias de control hicieron llegar 70 advertencias a la Société Générale.

R. En realidad fueron muchas más. Sin embargo, los jefes tuvieron parte muy activa en las especulaciones. Había límites para los riesgos que podía asumir un solo operador, pero nadie se preocupó de eso. Ya lo he dicho: mis superiores habían desactivado los sistemas de seguridad de mi ordenador.

P. Los responsables de Société Générale han afirmado en el proceso que usted “en ningún caso estaba autorizado, ni sus jefes hubieran podido autorizarle, a asumir riesgos tales que potencialmente representaban un peligro mortal para el banco”.

R. En ningún momento me dijeron: “¡Jérôme, deja ya de hacer tonterías!”. Al contrario. Me animaron a tomar posiciones de negociación y a asumir riesgos. En el verano de 2007 me marché de vacaciones dos semanas. Todas las mañanas me telefoneaban para pedirme consejo sobre la gestión de mis posiciones. Tuve que volver al cabo de una semana.

P. ¿Los riesgos habían quedado fuera de control?

R. No. Se dieron cuenta de que había posibilidades de ganar dinero y reclamaron mi vuelta.

P. ¿Le obligó el banco, después de sus vacaciones, a reducir sus posiciones?

R. Al contrario. Me dijeron que me dedicara en exclusiva a estos negocios por cuenta del banco y me liberaron de otras tareas. Me alentaron a tomar riesgos.

P. ¿Se dio cuenta de que en aquel momento nadie especulaba con sumas superiores a las suyas?

R. Nadie sabe lo que se oculta en los balances de los bancos. Son completamente impenetrables. Se tarda un segundo en invertir 150 millones de euros. Cuatro en invertir 1.000 millones. Es algo que sucede tan rápido en el ordenador que se pierde el sentido de las cantidades manejadas. El mercado internacional es tan grande que absorbe cualquier orden en cuestión de segundos. La rueda gira cada vez más deprisa, se ha vuelto loca.

P. Eurex, la Bolsa alemana de futuros, anunció en octubre de 2007 a Société Générale que uno de sus operadores, un tal Jérôme Kerviel, manipulaba el índice bursátil alemán. ¿Qué había pasado?

R. Yo había apostado 30.000 millones de dólares a la bajada del Dax. Cuando en el otoño de 2007 se desplomaron los mercados, me beneficié de eso. Deshice mi posición, apoyando así el mercado. Los agentes del mercado se olieron una manipulación bursátil y protestaron ante la Bolsa alemana; esta inició una investigación y descubrió que yo apoyaba al Dax.

P. ¿No debía el banco haberse despertado en ese momento, como muy tarde?

R. Una tarde vinieron a verme los supervisores de riesgos del banco y me preguntaron por mi estrategia en Alemania. Más tarde, mi jefe me dijo que me inventara una respuesta vacía de significado para contársela a los alemanes y que de ninguna manera revelara mi estrategia de negocio. Todos mis superiores vieron esa carta.

P. ¿Se dio por satisfecha la Bolsa alemana con sus respuestas?

R. No del todo. En noviembre enviaron una segunda carta. De ella se deducía claramente que en el plazo de dos horas había adoptado posiciones de más de mil millones de euros y que había superado con mucho mis topes. Naturalmente, mis superiores también vieron esa carta. Tuve que volver a preparar un segundo escrito de respuesta que no comprometía a nada y que el banco les remitió.

P. ¿La supervisión interna de riesgos no adoptó ninguna medida respecto a usted?

R. No. Hay mucha hipocresía: todos ven todo y nadie dice nada. Uno no ofrece resistencia al modelo de negocio de un banco.

P. Su jefe testificó ante el tribunal que no sabía qué se traían entre manos sus operadores. Que él no tenía ni los medios ni la cualificación necesaria para controlarles mejor, afirmó.

R. También él quería salvar la piel. Cuando el juez le leyó un mensaje de correo electrónico dirigido a él, en el que se trataba de una de mis operaciones por valor de mil millones de euros, pretendió no haber leído el segundo párrafo, que era el decisivo. Solo los párrafos 1 y 3. Durante toda la vista judicial pasaron cosas como esas. Los responsables dijeron siempre que, por desgracia, no habían leído con atención los detalles, que ellos no eran operadores.

P. ¿Y los jueces se lo creyeron?

R. Para ser, como afirman ser, ignorantes de este asunto, sus exigencias eran muy altas: bonus de setecientos mil y de dos millones de euros. Me dejó atónito que consiguieran salir bien librados dando al tribunal la callada por respuesta. Hay docenas de mensajes de correo electrónico que demuestran que estaban al tanto de las operaciones.

P. ¿Pide que haya penas de cárcel para sus antiguos superiores?

R. No se trata de eso. Pero me parece injusto que se me presente como único culpable y se me haga responsable de todo. La sentencia contra mí sirve para salvar el sistema y la imagen de la banca francesa.

P. El fiscal afirmó ante el tribunal: “Ha engañado a sus superiores, a sus amigos, a sus colegas”.

R. No he engañado a nadie. He anotado millones en las cuentas de operaciones de mis colegas para que alcanzaran sus objetivos. Mis jefes se aprovecharon de mí al negociar sus bonus. Alardearon del crecimiento de mis resultados para exigir más dinero. Y hoy aseguran que no sabían nada.

P. Pero todos perdieron su empleo cuando estalló la bomba.

R. Hasta donde yo sé, todos menos uno han vuelto a encontrar trabajo.

P. “Kerviel fue formado, formateado y deformado por Société Générale. Es su creación”, afirmó su abogado defensor en el juicio. ¿No exageraba un tanto?

R. Solo sé una cosa: todo lo que he aprendido del negocio bancario lo aprendí en las oficinas de la Société Générale.

Referencias:
– Entrevista Der Spiegel publicada por El Pais
– Declaración policial, New York Times
– Entrevista en Le Journal de Dimanche

Anuncios

Misiones VIE – Trabajar en el extranjero

El pasado 30 de Noviembre terminaron mis 2 años de contrato VIE, una fantástica experiencia que me ha dado la oportunidad de trabajar en Nueva York y en Hong Kong (y de seguir haciéndolo después del VIE) en Société Générale, uno de los mayores bancos de Europa.

El contenido de esta entrada ha sido movido a Club MBA en la página Misiones VIE – Trabajar en el extranjero.

Os recomiendo también pasaros por el subforo donde discutir sobre diferentes programas para estudiar o trabajar en el extranjero.

French Rivera

Today I will go quickly through the time I lived in he PACA region (Provence-Alpes-Côte d’Azur) in France, where I’ve spent 13 months.

In fact, during my last year at the ENSIMAG (2007), I was hired by Amadeus as a full time employee thus I moved to PACA right after graduating.

Amadeus is the worldwide leader provider of IT solutions for tourism and travel industry, and is running the biggest non-military datacenter in Europe   (>5000 transactions per second, 200,000 terminals connected, and 24/7 operation). It was founded by Air France, Iberia, Lufthansa and SAS airlines in 1987.

Amadeus systems are very complex, developed in C++. To give you an idea of the complexity, here you have an interesting quote extracted from an interview of Bjarne Stroustrup (C++ inventor) :

What is the most interesting program that you’ve seen written with C++?
I can’t pick one and I don’t usually think of a program as interesting. I look more at complete systems — of which parts are written in C++. Among such systems, NASA’s Mars Rovers’ autonomous driving subsystem, the Google search engine and Amadeus’ airline reservation system spring to mind.

So, it’s not difficult to imagine what kind of work I did there, isn’t it? Of course, I was part of a C++ development team and we coded parts of the internal system.

Although Amadeus has hubs in many countries around the world, its main locations are the headquarters in Madrid (Spain), datacenter in Earding (Germany) and the development center in Sophia Antipolis (Nice, France), with more than 4,000 engineers from the top European Universities.

Sophia Antipolis is a technology park created in the image of the America’s Silicon Valley, and it houses primarily companies in the fields of computing, electronics, pharmacology and biotechnology. Its location is great because it is in the middle of a regional park with beautiful landscapes, and next to the sea and the tourist French Rivera (10 Km from Cannes/Antibes/Juan Les Pines, 30 Km from Nice). Also, the South Alps are about 100 km distance. For that reasons, the life there is really attractive with a good mix of work opportunities and high life quality.

The best thing of Amadeus in Sophia is its offices/facilities, and the company culture. It reminds me of Google in California. There is an awesome restaurant with very good food, sport installations and it is next to tennis club which you can join almost for free.  Also, within the company you can enjoy from many courses from music to Chinese for example, there are clubs of sailing, climbing, ski, and others. In my opinion, they do their best to make the worker happy.

As you can imagine, apart from French people, there is a big international community at Amadeus in Sophia, and most of all a lot of Spaniards (90% from Madrid and Barcelona) and British. There are many parties organized in apartments and in Villas every weekend, and if not, you can always go to Antibes or Juan Les Pines to have a beer (or more) in pubs such as La Gaffe.

As I said above, the region provides many opportunities to have a high quality of life. You can enjoy the sea as much as you want during 6 months a year (or even more) because the weather is wonderful. Also, you can go to the Alps during the full year. The region is not as close as Grenoble from the Alps, but it is not too far. In a one hour driving you can be at the feet of 3,000 m height mountains, or only 30′ from pre-alps mountains chain where you can find many trails for hiking, climbing places, rivers, etc. Of course during winter there are several ski resorts nearby. Finally, the region is well situated for traveling. Italy is less than a one hour driving distance, and the North of the country is very accessible for even a weekend short trip (Milan, Torino, Genoa, Florence, Venice, etc.). Also, Monaco is right next to Nice (I assisted to the Formula One Monaco Grand Prix, it was awesome!).

Maybe you are wondering why I decided to leave that idyllic place? Well, first of all I wasn’t really motivated working at Amadeus because of the work I was doing (very technical one). Second, I always wanted to work in the US and I’ve found a good opportunity (mission VIE) within Société Générale Investment bank. Finally, I’m very interested about the Financial Industry (I’m the kind of guy that reads ‘The Economist’ or visits weekly economic websites), so that opportunity was one of the opportunities that come few times in a lifetime and that you cannot let it go.

See you next time.

rid

Grenoble, in Tartiflette we trust

In the next posts I will write about the places I’ve lived in (after I left Spain) as I’ve been highly influenced by them. To begin with, today is Grenoble’s turn.

To put you in the picture, I lived there for 2 years while I was studying at ENSIMAG, a top French Engineering School (“Ecole d’Ingenieur”) in Computer Science, Mathematics and Telecommunications fields. This school has a ‘double degree’ agreement with the Polytechnical University of Madrid (UPM), where I’ve studied 5 years.

Grenoble is a beautiful city situated at the feet of the French Alps. Because of that and because it hosted the Winter Olympic Games in 1968, it is often called ‘Capital of Alps’. The population is about 150.000 inhabitants in the urban area and more than 500.000 in the metropolitan one.

Above all it is recognized as a major scientific center because it hosts scientific universities, laboratories, and research centers such as the CNRS (French National Center for Scientific Research), Minatec (nanotechnology) and the CEA (Nuclear Energy Commission) with the most powerful synchrotron radiation source in Europe. Besides, there are many companies with established research hubs in the city surroundings, such as Schneider Electric, STMicroelectronics, Bull, Hewlett Packard, Xerox or Siemens.

Grenoble is an amazing city, and not everything in Grenoble is about studies or research! Being right next to the mountains gives many opportunities, mostly in sports: any sports related to snow, climbing, hiking, alpinism and speleology, just to mention a few. And there are almost 200 ski resorts within a distance of 150 km! I’m passionate about snowboarding so you can imagine how much I loved living there.

Social life is never a problem there. A huge mass of students arrive every year keen to meet new people and to party. Also, there are many European Universities with exchange programs with the Universities in Grenoble, so there is also a large international community.

The University campus is located in Saint Martin d’Heres, one of the Grenoble’s neighborhoods. The campus is nice, with many green zones; soccer, tennis or rugby courts; big library, and most of all, lot of life. Usually, students are living in residences, where they have a little room (some with a bathroom inside, such as Ouest or Berlioz) and always sharing the kitchen. That’s a key fact because the kitchens are the heart of the residences: where everybody meets to have dinner, and where most of the parties take place (until the guard come to throw everybody out!). I stayed at Ouest during my classes and when I started an internship I moved to Home des Etudiants, a newer residence in the center of Grenoble.

The classes usually are from 8 and 9 am to 12, lunch break, and 13:30 to 18. For having lunch, most of the people go to the public RUs (“Restaurants Universitaires”), where you can have lunch (and even dinner) for about 2.80 euro, much cheaper than any other place. Some people complain about the food, but I liked it :). Another place in the Campus to highlight is the Eve, a kind of student community center with free wifi, where you can drink a coffee or a beer after classes. They organize many weekly activities such as theater, music shows, movies, etc.

I should not forget about the students clubs. The most famous one is EGUG (Ecole de Glisse), because the members of the club can buy “Les Deux Alps 3600”  or “Les 7 Laux” ski resorts tickets much cheaper than buying them another way. They also provide cheap ski or snowboard courses, not only for beginners but also for experts (there are really good freestyle courses). And finally, if you like mountain sports, stop by the Gucem/Esmug club. They organize excursions and trips with professional guides. I participated in many of them: hiking, climbing (including a weekend in Orpierre) and speology (sport which I discovered with them).

Apart from all of the above about Grenoble, I recommend you to dinner on a Friday at “Casa de España”, a typical Spanish 1970s bar converted into a non-profit association, where you can find Spanish food (tapas, croquetas, calamares, chorizo, tortilla, etc.) and beverages really cheap. The association is managed by some old Spaniards who emigrated to France when Franco ruled Spain. Another restaurant worthy is the restaurant next to the Fort Saint Eynard, where you can taste the regional dishes (tartiflette savoyarde, raclette or fondues) enjoying the best views of Grenoble and its surrounding mountains.

Well, I think you can have a pretty good idea of Grenoble after reading this! Don’t hesitate to ask me about anything you want if you plan to visit or even live in Grenoble.

Next post I will write about Nice (Niza) area in the South of France!

A bit about myself

Hi everybody,

This is my first post of my blog and I feel nervous!

Lets introduce myself in a nutshell.

Who am I? I’m a Spaniard guy working in High Frequency Trading technologies for a French bank in Hong Kong (weird isn’t it?). Before coming to Hong Kong, I’ve lived and worked one year in New York and more than three in France, after finishing my studies in Madrid (where I was born). I studied at the Polytechnic University of Madrid (Computer Science) and at the ENSIMAG in Grenoble (Telecommunications).

Why have I decide to write a blog? The idea has been going round and round in my head for many months and even years. I like writing and I would like to share the things that happen in my life.

What I plan for the near future? To be honest, right now I’m focused in preparing TOEFL, which I will take in March. In fact, I will apply for an MBA program next winter, and for this purpose I need a very good mark in TOEFL. Unfortunately I’m not gifted with innate language skills and my English is far to be good, so it is going to be tough to reach my needed mark. Anyway, lets postpone TOEFL/GMAT/MBA matters for future posts.

Besides working and preparing toefl/mba stuff, meanwhile I’m trying to enjoy Asia as much as possible and I will travel a lot during the next months (Vietnam in February, Malaysia and Thailand in April, China in summer, etc.).

What I will be blogging about? Uhm… almost anything that crosses my mind, such as places I’ve been and I will visit, MBA stuff, news, etc.

See you around here,
rid